21 junio, 2021

El Devenir

Periodismo con compromiso social

Asiste Gobernador a conversatorio “El bosque: su presente, nuestro futuro”

4 min read
En Museo Casa Chihuahua.

Llaman ponentes Francisco Chapela y Manuel Chávez al aprovechamiento sustentable de estos ecosistemas, en el marco de la instalación “Bajo la lluvia” de David Leuer en Museo Casa Chihuahua

El gobernador Javier Corral Jurado asistió al Conversatorio “El bosque: su presente, nuestro futuro”, organizado por el Museo Casa Chihuahua en la capital del estado, en el marco de la instalación “Bajo la lluvia”, del fotógrafo David Leuer.

Los especialistas Francisco Chapela y Manuel Chávez, abordaron la situación actual del referido ecosistema en Chihuahua, y llamaron tanto a las autoridades gubernamentales como a la ciudadanía a involucrarse más en definir y llevar a cabo políticas públicas que los protejan.

Francisco Chapela, asesor de la asociación civil Estudios Rurales y Asesoría, señaló que la conservación de los bosques es más factible, cuando las poblaciones están bien organizadas para el aprovechamiento de su entorno.

Lo anterior, debido a que llegan a establecer sistemas de resguardo que incluso les permiten contar con salud, paz, sana convivencia, e identidad cultural, explicó.

Dijo que en México y varios países más se presentó una discontinuidad en el cuidado del bosque cuando se impuso un enfoque liberal en el que la economía intervino en el cuidado de los recursos naturales.

Por ello –recordó- los científicos se encargaron de tomar las decisiones, en lugar de las propias comunidades, de manera que antepusieron el ámbito económico, a lo natural y ambiental.

Agregó que después hubo inversiones internacionales que trajeron tecnología para producir papel.

Indicó que ese desfase entre el resguardo del bosque y las prioridades económicas provocó la desarticulación del cuidado de los recursos naturales y generó la deforestación.

Detalló que en Chihuahua la deforestación más perceptible se observa en Bocoyna, donde se ha reducido un 5 por ciento del total de la superficie boscosa, seguido de Ocampo con cerca del 3 por ciento, y Madera, que también perdió casi el 3 por ciento.

Manuel Chávez, suplente legal de la Gerencia Estatal de la Comisión Nacional Forestal, a su vez,  dio a conocer en su participación, que contrario a lo que se piensa México no es agrícola, sino forestal.

Ello, debido a que 10.9 millones de personas viven en estos ecosistemas, mientras que 3.4 millones son pueblos originarios, y el 63 por ciento de esas superficies está en un régimen de propiedad social, es decir, son ejidos o comunidades.

Informó que en el estado de Chihuahua hay una superficie forestal de 21.6 millones de hectáreas, que representan el 88 por ciento del total de los 24 millones de hectáreas de la entidad, por lo cual tiene una vocación forestal muy fuerte y comentó que Chihuahua cuenta también con 7 millones de hectáreas.

Resaltó que si se suman las extensiones de todas las ciudades del mundo, solo ocuparían el 3 por ciento del planeta, pero gastan el 75 por ciento de los recursos naturales de la Tierra.

Además, las ciudades son responsables del 70 por ciento de gases invernadero, y en ellas vive el 50 por ciento de la población mundial, y se estima que para 2050 el porcentaje aumentará hasta un 80 por ciento, por lo que existe una tendencia a que las áreas rurales se queden sin gente.

Destacó el buen esquema de combate a incendios forestales que existe en la entidad, no obstante no hay una adecuada cultura ambiental, por lo cual este tipo de foros son una oportunidad de llamar a la sociedad a que se involucre.

De igual manera lamentó que el 70 por ciento del agua se gasta en el proceso agrícola y es preciso tomar medidas para cambiar esta situación.

Explicó que actualmente se tienen problemas de agua en la localidad de Creel, Bocoyna, situación que si no se tome en cuenta y se actúa en consecuencia, esto podría extenderse a otras ciudades de la entidad.

Por lo anterior, es preciso voltear a ver las necesidades y tener un manejo asertivo de las cuencas forestales, con políticas públicas en la cuales trabajen de manera coordinada Gobierno y sociedad, dijo.

Comentó que en 2017 se hizo un estudio y si se suma todo lo que se invierten entre los tres órdenes de Gobierno y la sociedad civil en la sierra, el problema más grave es que casi todo se invierte en subsidios, sin que se hayan generado proyectos productivos que garanticen el arraigo de la gente, aprender a cuidar sus recursos y generar ecosistemas que le serán útiles a toda la población.

Si se aprovecharan los recursos naturales de la sierra, no habría una sola persona en la sierra, pero existe una muy mala distribución de los beneficios, asentó Manuel Chávez.    

Ejemplificó que se hizo un estudio en Guachochi para ver si las personas aprovechan los recursos y algunos respondieron que alternaba el aprovechamiento forestal junto con agricultura y ganadería, sin embargo con procesos inconexos entre sí. 

Por lo anterior, propuso que se generen planes para que los procesos del bosque estén interconectados para un mejor aprovechamiento de todos ellos.

Expresó que la degradación se da por no aprovechar adecuadamente los recursos y que cuando se habla de que el bosque en el presente representa el futuro se tiene que actuar en serio y no escatimar en recursos, puesto que se debe entender la relevancia de este tema.

Es preciso que la gente entienda su responsabilidad global de recuperar sus bosques en todos lados, y en específico en el estado de Chihuahua, concluyó.

El Devenir. Derechos reservados 2021 | Newsphere by AF themes.