jueves, junio 20, 2024

Estado

Carta al Pueblo de Chihuahua, sobre el problema en el Programa de Bienestar

A ti adulto mayor, madre y padre de una niña o niño con discapacidad; a ti jefa de familia y a todos los beneficiarios de algún programa de Bienestar. Te rogamos tu comprensión, y tu apoyo. 

Hoy estamos aquí, en el mismo lugar donde desde hace semanas, meses y años te servimos a ti,  yo soy la persona que has visto dentro y fuera de las oficinas atendiéndote en tus trámites; soy yo quien ha acudido a tu casa a llevarte una tarjeta, o quien ha acudido a ayudarte con algún trámite; soy yo la voz tras el teléfono que llama para preguntarte si has cobrado, para decirte dónde y cuándo cobrar. No soy perfecto, he cometido errores, a veces no te he atendido como mereces, y es que soy humano, a veces yo también tengo malos días, debo carga mis problemas personales al trabajo y no he ido del todo sensible a los tuyos, te ofrezco una disculpa, pero es que soy humano.  Es precisamente ese humanismo el que me califica para ayudarte, el humanismo es la piedra angular de ésta 4ª transformación. El presidente lo ha dicho muchas veces, quien no tenga humanismo y quien no sea capaz de condolerse no sirve para servir. 

Pero no todos tienen esa condición humana, no todos sirven a los mismos ideales que el Presidente, una de ellas es Ariadna Montiel, Secretaria de Bienestar Federal, ella no se ha tocado el corazón para quitar el sustento a mis hijas e hijos, ella obra guiada por su interés  y su beneficio.  

Hoy nos ha quitado el trabajo a decenas de servidores por el único pecado de no servir a los mismos intereses que ella. Pero tú sabes que nosotros sólo te servimos a ti, al pueblo. Hemos estado en aquellos largos operativos donde tú has estado, hemos sentido ese calor abrazador, a veces sin agua; hemos sentido el sol quemante tanto como tú, y no nos quejamos porque ese es nuestro trabajo, por el que nos sentimos honrados. Nuestra queja es por la indolencia de quien ocupa el alto honor de encabezar la Secretaria del Bienestar, y no se conmueve ni por aquellos que esperan una solución a sus problemas, ni se conmueve si recibes o no tú pago cada bimestre. Nuestra queja es contra quien prefiere borrarnos de la nómina para poner en nuestra silla a quienes le son fieles sólo a ella, nuestra queja es contra quien quita la comida a nuestras familias sin siquiera una hoja de despido, sin una explicación de ¿Por qué? Una llamada telefónica fue el mal augurio que marcó nuestros últimos días en el que ha sido nuestro mejor trabajo, el que nos permitía conocerte y ayudarte, y aprender de ti, de tu vida y de tu esfuerzo. 

¡Pueblo…pueblo….pueblo. Con el pueblo todo, sin el pueblo nada! 

Chihuahua Chih. 5 de Julio de 2023