lunes, abril 22, 2024

Buzón

Pruebas

La vida en ocasiones nos pone pruebas muy fuertes a superar. Y aunque nos desesperamos y no entendemos el porque de dichas pruebas, recuerda que todo tiene una razón de ser. “Después de la tormenta, viene la calma” dicen por ahí.

Esto es completamente cierto. Tenemos derecho a caer, a tropezar. Pero no a encariñarnos con la piedra. Recuerda que Dios no te da mas de lo que no puedas soportar; y le da las peores batallas a sus mejores guerreros.

Confía en ti, y trata de buscar siempre una solución a tus problemas. Yo se que es difícil, porque yo mismo he pensado en muchas ocasiones que no hay ninguna salida, que me encuentro en un callejón con un gran muro al fondo el cual no puedo derribar; o incluso en una especie de laberinto.

Pero así es esto, la vida es un viaje complicado, pero maravilloso. Es maravilloso porque tienes a tu familia contigo,  La vida es maravillosa porque se conforma de grandes momentos, y la mayoría de las veces, los pequeños momentos; las pequeñas cosas… son las mas grandes e increíbles. Son aquellas que te provocan una gran sonrisa en el rostro, lágrimas de felicidad, etc.

Un momento único, es cuando llegas a casa y sabes que tu hijo te estará esperando con un abrazo enorme y una sonrisa de oreja a oreja; porque para el/ella eres su héroe o heroína.

Estoy casi seguro, que aunque hayas tenido un mal día, tal vez el peor de todos para ti; ese abrazo de quien te dice papá o mamá y una cena caliente en la mesa elaborada por la mujer o el hombre que amas, harán que todo lo malo se te olvide por un momento y es ahí cuando te das cuenta que aunque haya miles de obstáculos en la vida, vale la pena seguir.

Seguir porque estás rodeado/a de gente que te ama y que amas. Y te aman por muchas razones; porque eres un gran padre o una gran madre, un gran hijo/a, una persona que posee un corazón enorme y una infinidad de cosas mas. Lamentablemente, la mayoría de las veces, la última persona que se da cuenta de lo maravilloso que es; somos nosotros mismos.

Pero ponte a pensar un poco, si fueras una mala persona; ¿crees que estuvieras rodeado/a de gente que te ama? Todos tenemos defectos y virtudes, y no porque en ocasiones las cosas no nos salgan bien; quiere decir que somos malas personas.

Tenemos derecho a equivocarnos, no somos perfectos; nadie lo es. Y quien lo crea así, ahí está su primera imperfección. Perfecto sólo Dios. Tenemos que equivocarnos para aprender y crecer como personas; toda experiencia, sea buena o mala; nos aporta algo.

Si tú, no aprendes nada de lo que te sucede, entonces estás viviendo en vano, porque siempre te quedarás con los mismos ideales. En cambio si aprendes, madurarás. Y tendrás aprendizajes para toda tu vida. ¡No te rindas nunca! aunque sientes que ya no puedes mas.

Nunca pierdas la fe, la fe en Dios y la fe en ti. Se que no siempre sale todo como  queremos  aunque eso es frustrante, no se acaba el mundo ahí ¡Hay muchas cosas por hacer! Y si quieres, mas tarde, en algún momento de tu vida; puedes volver a intentarlo.

Cree en ti mismo/a y llegarás lejos. Cuando pases por una dura prueba y te preguntes ¿Donde está Dios? Recuerda que el maestro siempre está en silencio durante el examen.