viernes, julio 19, 2024

Política

Un fraude que empresas registren a trabajadores con el mínimo para cotizar vivienda: Lilia Aguilar

Presentó exhorto para investigar el incumplimiento y corregirlo.

Ciudad de México.- Con el objetivo de evitar que las empresas registren a las y los trabajadores con el salario mínimo ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), cuando ganan más que eso, provocando con ello que no alcancen a cubrir el valor de una vivienda, la diputada del Partido del Trabajo, Lilia Aguilar Gil, presentó un exhorto para que la Secretaría del Trabajo y Previsión Social y el INFONAVIT, investiguen el cumplimiento en el registro de los trabajadores que se hace ante el IMSS.

“El registro de los trabajadores con un ingreso menor al que verdaderamente perciben vulnera sus derechos y es un acto fraudulento que limita el ejercicio pleno del derecho humano a la vivienda adecuada, actúa en demérito de la calidad de vida de las personas y atenta contra la institución que representa al Estado mexicano para el establecimiento de estrategias y mecanismos para el acceso a la vivienda”, explicó.

La diputada por Ciudad Juárez, Chihuahua, indicó que Ley del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores señala que los patrones que incumplen la entrega de sus aportaciones, causarán actualización y recargos, y en su caso, gastos de ejecución, además, equipara al delito de defraudación fiscal, en los términos del Código Fiscal de la Federación, el engaño, aprovechamiento de error, simulación de algún acto jurídico, ocultamiento de datos para omitir total o parcialmente el pago de las aportaciones o el entero de los descuentos realizados por lo que quien incurra en esos casos, y, por tanto, deberá ser sancionado con las penas correspondientes.

Para evitar que esto siga sucediendo, se requiere una investigación exhaustiva, por lo que las autoridades laborales y el INFONAVIT deben allegarse de la información que brinde seguridad en los datos con los que han sido registrados los trabajadores que permanecen con el salario mínimo, lo anterior, con el objetivo de verificar que se cumplan las disposiciones normativas vigentes a efecto de que las y los trabajadores sean registrados con el salario real.

Y es que, de no ser así, los patrones que incumplen con las aportaciones estarían atentando contra los derechos de los trabajadores y los recursos que deben formar parte del patrimonio del Instituto, recursos vitales para seguir trabajando en pro del derecho a la vivienda de los trabajadores, actualizando, además, lo previsto en los artículos 56 y 57 de la ley del INFONAVIT.