lunes, agosto 08, 2022

Jaime García Chávez, Opinión

A los militantes de MORENA los afecta una pandemia

No es la del COVID-19, sino una especie de esquizofrenia política, corregible, afortunadamente. 

Cada vez son más los que se quejan que llegaron a esa organización pensando que era de izquierda y democrática. El desengaño ha sido fuerte pero la patología resiste. 

Hace unos días, poco más de 65 personas que se asumen como militantes del partido firmaron un desplegado en un periódico de la localidad, amparándose  bajo la denominación de “Red MORENA”. Conozco a muy pocos, eso es lo de menos; lo de más es lo que afirman y hacen del conocimiento público. 

Puntualizo: 

  1. En ese partido se practica la simulación para seleccionar a sus candidatos. 
  2. Hay imposiciones de facto, divorciadas de los documentos básicos. 
  3. Se ha secuestrado a MORENA y empezó su derechización.
  4. Los ejemplos personales son: Marco Quezada, Carlos Borruel, Víctor Quintana y Armando Cabada. 
  5. Incluyen a Juan Carlos Loera. 
  6. Consuelan a la militancia con suplencias. 
  7. El partido se ha prostituido. 
  8. Ha surgido una rebeldía para recuperar su origen.
  9. Sólo apoyarán las candidaturas que emanen de la izquierda.
  10. Catalogan el silencio como complicidad.