21 junio, 2021

El Devenir

Periodismo con compromiso social

El próximo domingo 6 de junio, lo más conveniente

4 min read
Opinión.

El mejor desinfectante que debe usarse en las casillas de votación el próximo domingo 6 de junio: es el gel antifraude electoral. IOG

Por lo que se escucha, se ve y se lee, en los medios convencionales, así como en las redes sociales y demás instrumentos Cibernéticos, puede asegurarse que una considerable cantidad de ciudadanos, de la población toda, sí ha estado pensando, analizando y reflexionando el pasado inmediato y el presente de los partidos políticos y sus respectivos candidatos a los diversos cargos y encargos de elección popular; que, como nunca, “se muestran muy preocupados y ocupados” por los graves,  ancestrales y cotidianos  problemas que han soportado y sufren los trabajadores de la ciudad y del campo, junto a sus familias.

De tal manera, es de esperar que el ejercicio mental, intelectual, expuesto líneas arriba, traiga como consecuencia el razonar lo más objetivamente posible, la emisión de su voto, al momento de cruzar la boleta del sufragio. Mayormente, cuando se presenta muy difícil –que no imposible– la humillante compra del voto y las nocivas prácticas del FRAUDE ELECTORAL que sexenio tras sexenio y trienio tras trienio, fue práctica muy socorrida por el PRI, el PAN y partidos “paleros”; debido, loablemente, a que ya son DELITO GRAVE sin derecho a fianza esas y demás gansteriles conductas  electoreras, que no cívico-electorales.

Quienes están participando en la presente contienda cívico-política electoral y electorera, como candidatos a la gubernatura estatal, a las 67 presidencias municipales, para diputados locales y federales, esencialmente – ¡claro, con pocas y honrosas excepciones!– esquivan, olvidan o se hacen, que la ciudadanía, que el pueblo, que la población en general, los tiene bien medidos. Tienen bien presente, que cuando alguno de ellos ocupó algún puesto estatal o municipal fuese del partido que fuere, fungieron y fingieron  en todo; menos, sino es que nunca, se desempeñaron como verdaderos SERVIDORES PÚBLICOS al servicio preeminentemente del pueblo, de los más fregados. ¡Ah, pero eso sí, “se sirvieron con la cuchara grande”, compartiendo el pastel con sus familiares y sus noviecitas, amantes o queridas!

Por ejemplo: nuestra, a pesar de todo, bella ciudad-capital, durante los cinco años que estuvo como presidenta municipal, María Eugenia Campos Galván, sus calles y avenidas (en donde hay pavimento) se cubrieron  de incontables baches, hoyancos; aun cuando no es competencia directa del municipio, en la mayor parte de la ciudad, en las calles y avenidas más transitadas, faltó casi en su totalidad, la señalización de los carriles, de los pasos peatonales, de… lo que causó y sigue causando criminalmente, fatales accidentes. La mayoría de las colonias y barrios marginados, carecen de AGUA, DRENAJE, LUZ doméstica, ALUMBRADO PÚBLICO, ESCUELAS DIGNAS y ESPACIOS RECREATIVOS y DEPORTIVOS suficientes y eficientes; la inseguridad y robos a las casas y a los transeúntes están a la orden del día… 

Y luego, los contendientes, sobresalientemente los del PRI y  del PAN, campantemente, sin ningún remordimiento, con una total desfachatez: continúan prometiendo el oro y el moro, las perlas de la virgen. Seguros de que  prometer no cuesta nada.   

De ahí la importancia de que además de considerar todo lo establecido en párrafos anteriores, desde ya, hagamos CONCIENCIA, de que lo MÁS CONVENIENTE para los chihuahuenses y para el resto de las entidades federativas, siguiendo con la sabiduría popular o echando mano del lenguaje metafórico, es el que, desde el gobierno del estado y los sesenta y siete municipios no deben BRONQUEARSE, no hay que ENFRENTARSE con el DUEÑO DE LA PELOTA, y mucho menos con la COCINERA.

Nos parezca bien o no, en los EUM, de acuerdo con la CPEUM, el Presidente de la República  y el  Congreso de la Unión (Concretamente, Cámara de Diputados)  tienen –entre otras de sus funciones o facultades– la enorme responsabilidad de aprobar anualmente el Presupuesto de Egresos  de la  Federación (Art. 74 de la CPEUM) y realizar su debida, eficiente y oportuna distribución o dispersión nacional.  Por lo que, tomando en cuenta el problema económico causado por la pandemia del COVID-19, y, muy lamentablemente, por motivo de la deuda pública de más de 50 mil millones de pesos, que dejará el gobernador del PAN, Javier Corral Jurado, conviene votar por el partido o partidos y respectivos candidatos que aseguren llevar muy buenas relaciones con la “federación”, específicamente con el Primer Mandatario de los EUM: ANDRÉS MANUEL LÓPES OBRADOR.

Una digresión: Al aflorar la hermandad simbiótica entre el PRI y el PAN, nos lleva a pensar en el olvido de facto, en que cayó aquel “VERANO CALIENTE del 6 de julio de 1986, que sacudió a todo el estado de Chihuahua, involucró a gran parte del país, y sorprendió a una parte considerable de la humanidad. Se entiende que Vicente Fox y Felipe Calderón y otros vergonzosos panistas, hayan hasta renegado de esa enjundiosa lucha, ¿pero los panistas chihuahuenses, coterráneos del ínclito ex rector de la UNAM y reconocido fundador del PAN: Manuel Gómez Morín? 

¡POR EL BIEN DE TODOS, PRIMERO LOS POBRES!

El Devenir. Derechos reservados 2021 | Newsphere by AF themes.