22 mayo, 2022

El Devenir

Periodismo con compromiso social

Ha permanecido en el olvido, un impulsor de la novela mexicana con temas mexicanos

2 min read
Mario Alfredo González Rojas.

Ignacio Manuel Altamirano, el hombre que rescatara los temas de la vida del mexicano, ha permanecido olvidado, mientras sus novelas son admiradas en el extranjero. Este gran personaje nació en Tixtla, Guerrero. el 13 de noviembre de 1834. Era indígena, su padre fue mandatario de los chontales. Estudió Derecho en el Colegio de San Juan de Letrán, y tuvo entre sus grandes maestros nada más y nada menos, que a dos insignes liberales y patriotas:  Ignacio Ramírez y Guillermo Prieto.

Además de político, tuvo algunos cargos diplomáticos, siendo cónsul en Barcelona en 1889, y en París, en 1890. Fue un decidido defensor de los pueblos indígenas, así como de los mestizos. Decía, que no había por qué insistir en la literatura por incluir temas románticos traídos de Europa, ya que en México teníamos lo nuestro, lo indígena, los asuntos nacionales. En 1868 publicó la novela “”Clemencia, considerada por muchos críticos como la primera obra moderna mexicana en su género. Luego le siguieron las novelas “Julia”, en 1870, y “Navidad en las montañas”, en 1871. Los temas tratados en ellas eran el militarismo, tan nocivo, la deficiente enseñanza que prevalecía en el país y las desigualdades sociales. Su principal obra fue “El zarco”, novela que habla de las aventuras de un bandido, en medio de hermosos paisajes y ricas expresiones.

Como decíamos, Altamirano subrayaba la necesidad de tratar sobre lo mexicano, en un objetivo constante de crear una literatura propia. Para Altamirano, primero estaban la temática autóctona, que se hablara de los indígenas y de la historia de México.

Desafortunadamente, ha sido muy poco difundida la obra de tan ilustre hombre de letras, siendo uno más de los escritores que han permanecido en el olvido, ante la indiferencia de los encargados de propagar las creaciones de los hombres más representativos de nuestra literatura.

Falleció en San Remo, Italia, el 13 de febrero de 1893. Como un merecido homenaje a los maestros que han entregado su vida a la docencia, se instituyó la medalla Ignacio Manuel Altamirano, que se entrega anualmente a estos destacados mexicanos, que cumplen 50 años de servicio.

El Devenir. Derechos reservados 2021 | Newsphere by AF themes.