21 junio, 2021

El Devenir

Periodismo con compromiso social

Una elección que provoca un estudio a fondo

3 min read
Benito Abraham Orozco Andrade.

En no pocas ocasiones se ha mencionado que el presente proceso electoral viene a ser el más complejo y grande de la historia del país, tanto por la concurrencia de las elecciones federales con las locales en todas las entidades federativas, como por el número de cargos a elegir.

Un ingrediente adicional para lo anterior, lo es la pandemia del Covid-19 que ha estado presente desde antes que iniciara la justa electoral en curso, y que obligó a implementar las medidas sanitarias conducentes durante las elecciones de Coahuila e Hidalgo celebradas el año pasado. Fue una experiencia local muy útil para poder realizar lo atinente a la preparación de la emisión-recepción del voto ciudadano el próximo 6 de junio.

El cubrebocas, la sana distancia y la limpieza frecuente de las manos, indudablemente vienen a exigir una responsable diligencia de autoridades electorales, integrantes de las mesas directivas de casilla, votantes, observadores electorales, partidos políticos, candidatos, etc., lo que complica aún más las elecciones venideras. Desde las actividades preparatorias, hasta las que se efectuarán el día de la Jornada Electoral, en relación con las actividades de: instalación de las casillas; recepción del voto; escrutinio y cómputo del mismo; implementación de los diferentes mecanismos de recolección para la entrega de los paquetes electorales en los respectivos órganos distritales y municipales, entre otras, se impone la observancia irrestricta de las medidas sanitarias preventivas. Los cómputos distritales y municipales posteriores al día de la elección, también ameritan una logística adecuada con las circunstancias ya referidas.

La efectiva coordinación entre el Instituto Nacional Electoral, con los Organismos Públicos Locales (mejor conocidos como “Ople´s”), será fundamental para que el proceso electoral tenga éxito. Los órganos desconcentrados de los citados Ople´s requieren de un seguimiento puntual en el cumplimiento de sus responsabilidades, pues si bien pueden estar representados por personas de amplias capacidades, no necesariamente en todos los casos tienen el conocimiento y la experiencia que en material electoral se requiere.

Ahora bien, en lo concerniente a las estrategias de los diferentes actores político-electorales para allegarse de simpatizantes y/o para conservar los existentes, hace unos días comentaba con un buen amigo que tal parece que les representará una mayor dificultad que en procesos electorales anteriores, toda vez que el movimiento que se ha dado en cuanto a alianzas entre institutos políticos, así como el origen diverso de no pocos de los candidatos, viene a ser una verdadera novedad que igual pudiera resultar en partir prácticamente de cero en un sinnúmero de ámbitos territoriales electorales.

Aquellas zonas que les representaban amplias simpatías a partidos políticos y/o a personas en lo particular, conllevarán un nuevo análisis si es que los institutos políticos no habían integrado coaliciones en otras elecciones, o que en esta ocasión lo estén haciendo con otros aliados. Lo mismo ocurre con los candidatos que habían venido siendo postulados por determinados partidos, contando con el voto duro de los militantes y simpatizantes correspondientes, ya que es muy probable que ahora muevan las preferencias o rechazos propios y de las nuevas organizaciones políticas que los postulen.

Respecto de los electores, dada las mescolanzas anteriores, les provocará un mayor análisis y reflexión para la emisión de su voto. Podrán estar de acuerdo con los postulados de un partido político, pero no con las personas que estén postulando, sobre todo de aquellas que provienen de otros partidos. La consideración de candidatos externos sobre perfiles internos de larga lucha, también podrá provocar decepciones y fugas hacia otras opciones.

Todo lo anterior, indudablemente provocará la realización de estudios que marcarán el inicio de un nuevo parteaguas en el sistema político-electoral de nuestra nación.

El Devenir. Derechos reservados 2021 | Newsphere by AF themes.